Criptomonedas

El nuevo asesor económico de Trump da pistas de las politicas impositivas para criptos

Nuevo asesor económico de trump busca bajar el impuesto a las ganancias

El asesor económico del presidente de Los Estados Unidos Donald Trump, ha puesto su interés en bajar los impuestos al capital, una situación que le podría ser muy beneficiosa a los inversores de criptomonedas.

Luego de que Gary Cohn dejará vacante el puesto, Trump salió en busca de un nuevo reemplazante para ocupar el lugar en la Casa Blanca. Hasta que finalmente fue informado esta semana que Larry Kudlow, un ex economista de Bearn Stearns y  panelista de la CNBC, se haría cargo.

Durante una entrevista que Kudlow concedió a sus anteriores empleadores, dijo que quiera implementar una segunda fase de la revisión de impuestos de Trump. Un paquete de reformas que debería incluir una reducción en la tasa de capital.

Para los inversores en criptomonedas esta es una noticia muy buena, ya que la agencia de impuestos de los Estados Unidos, el Servicio de Impuestos Internos (IRS), considera a las criptomonedas como propiedad y son fiscalizadas como tal.

Cada vez que un residente de los Estados Unidos se deshace de su criptomoneda, ya sea para venderla o para comprar algún bien, es necesario que reporte la transacción a la IRS, tanto si gano como si perdió al realizar la operación.

Lo que es elegible para imposiciones fiscales en la ganancia neta del capital, a la cual se le aplica una tasa variable que depende mucho del nivel de ingreso de la personas así como también la antigüedad de la inversión.

Todas aquellas inversiones que caigan en la categoría de de plazos cortos, las cuales son menores a un año, pagar prácticamente los mismos impuestos que los ingresos, mientras que las inversiones de largo plazo reciben beneficios fiscales.

Con respecto a las ganancias de capital a largo plazo, se aplica un 20% para todos aquellos contribuyentes que caen dentro del tramo impositivo superior del 39.6%. Algunas personas con ingresos muy elevados pueden estar sujetas a un cargo adicional de 3.8%.

Previo a esto, comercializar criptomonedas no caía probablemente dentro de un hecho imponible, ya que se consideraba un intercambio «similar». Y a falta de la palabra oficial por parte de la IRS que informará a los contribuyentes, los contables prefirieron tomar el camino de no declararlos.

Pero eso cambió a partir del 1 de enero del 2018 cuando todas las transacciones posteriores a esta fecha pasaron a ser imponibles.

Esto es perjudicial para muchos traders de criptomoneda, en especial aquellos que invierten en monedas de poca capitalización y con mucha volatilidad. Estos además están obligados a reportar al estado cuando hagan un intercambio entre criptomonedas, a pesar de que la criptomoneda con la que terminen luego valga menos.

Si el gobierno de Trump disminuye la tasa de pago de ganancia sobre capital también disminuye este riesgo, al menos hasta cierto punto, y además permitirá a los ahorristas a largo plazo vender algo de su inversión sin tener que dejar una gran tajada al estado.

Acerca del autor

Criptotario

Me llamo Martin, soy ingeniero y apasionado de las inversiones y la tecnología. Me gusta mucho leer libros y todo aquello que me haga mejorar día a día.

Agrega un Comentario

Haz clic aquí para añadir un comentario

Suscribete

Precio de Criptomonedas